El éxito de un operativo permitió el rescatar a madre e hija desaparecidas

0
     

Luego de 45 días de que su hermana y su sobrina fueron reportadas como desaparecidas, Jenny recibió la llamada más esperada: Soledad, su hermana, quien en medio del llanto pedía socorro. Estaba en Quito, la ciudad a la que había llegado con su hija de dos años, desde su natal Loja. La joven de 18 años arribó a la capital atraída por la oferta laboral que un hombre le hizo a través de redes sociales. Esa supuesta posibilidad de empleo no fue más que una trampa para captar a la joven y obligarla a prostituirse. Pero esa pesadilla llegó a su fin la madrugada de este sábado 10 de noviembre, gracias a la intervención de la Policía Nacional.

Publicidad      

En Quitumbe, al sur de Quito, la Unidad Contra el Delito de Trata de Personas y Tráfico de Migrantes de la Policía ejecutó el operativo “Libertad” e hizo dos allanamientos: el uno en un hostal y el otro, en un centro de tolerancia. Ahí hallaron a Soledad y a su pequeña hija. Fabián J., el hombre que conoció por redes sociales, habría obligado a la víctima a prostituirse bajo la amenaza de asesinar a la niña. Este operativo se suma a los 13 que se han desarrollado entre enero y septiembre de este año. La labor de la Policía ha permitido poner a salvo a 61 víctimas de distintas modalidades de trata de personas como pornografía infantil, tráfico de migrantes, explotación laboral y en su mayoría, explotación sexual, cuyas principales víctimas son mujeres.

Para Thomas Guayasamín, director de Trata de Personas y Tráfico Ilícito de Migrantes del Ministerio del Interior, esta es una muestra de cómo esta cartera de Estado lucha contra la trata, “uno de los delitos más vergonzosos que puede tener la sociedad. No claudicaremos, en su combate y esta es una muestra de ello”.

 

Publicidad  

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here